Una de las partes más emocionantes y gratificantes del viaje con un intercambio de casas es acoger a tus nuevos invitados. Sin embargo, a muchos de los nuevos miembros del portal les abruma tener que preparar la casa para sus huéspedes.

¿Cómo preparas la casa para un intercambio? Aquí hemos recopilado una lista completa de consejos, trucos y sugerencias para ayudarte a preparar tu casa para tus invitados. Desde los productos que hay que dejar, pasando por la seguridad y otras muchas recomendaciones.

¡No tienes que hacerlo todo! Solo es una lista de puntos a tener en cuenta para que tu apliques los que consideres o se adapten a tu situación. ¡Es una lista de ideas!

Eso sí, antes de empezar, dejemos las cosas claras:

  • Por suerte, tu casa no es un hotel. Un intercambio de casas permite sumergirse en el universo de nuestros nuevos amigos y lo divertido es precisamente que dejes tu casa como los chorros del oro en esas partes que más te importan, y que serán distintas de las de tu partner de intercambio.
  • Preparar tu casa tiene un beneficio adicional porque disfrutarás del resultado de tu trabajo durante mucho tiempo después de que tus huéspedes se hayan marchado.

Esta no es en absoluto una lista exhaustiva de las posibles mejoras que podrías hacer en tu casa, sino una lista de cosas sencillas que puedes tener en cuenta.  ¡Manos a la obra! ¿Preparado?

prepara-tu-casa-para-el-intercambio-bienvenido-869208_1280


Prepara tu casa para tu intercambio – Lista HomeExchange

Utiliza esta lista para preparar tu casa antes del intercambio.

Truco útil: Si haces pequeños arreglos en la vivienda, no te olvides de la cámara de fotos y de un bloc de notas. Haz fotos que incluirás después en tu “Manual de funcionamiento” de la vivienda, para que tus huéspedes sepan cómo funciona cada cosa.

1- Puertas y ventanas de acceso:  

  • Número de la calle: comprueba que está bien señalizado y visible.
  • ¿Tienes jardín? Arranca las malas hierbas y quita las plantas secas o muertas. Despeja el camino hasta la puerta de entrada. Repasa las plantas en los balcones.

prepara-tu-casa-para-el-intercambio-plantas-716579_1280

  • Pintura fresca: darle una mano de pintura a la puerta de entrada es una forma barata y eficaz de conseguir que tu casa sea más acogedora. Un bonito felpudo de bienvenida la hace aún más agradable y ayuda a mantener el suelo limpio.
  • Puertas: a veces las puertas rechinan en las casas antiguas o situadas a orillas del mar. Con un poco de aceite se suaviza el problema, aunque no se elimine del todo el ruido.  
  • Puertas y ventanas correderas: estás acostumbrado a que alguna se atasque un poco al deslizarse y ya no te das ni cuenta, pero no será el caso de tu partner de intercambio. Una simple limpieza de los carriles resolverá el tema.
  • Dale un toque de elegancia a tu casa: busca inspiración en el catálogo de una agencia inmobiliaria, por ejemplo, y dedícale un poco de tiempo al exterior para que dé buena impresión desde la fachada. Si es un edificio, cuida el balcón o las ventanas.
  • Cerraduras y cerrojos: comprueba que… ¡cierran bien! De lo contrario, no cumplen con su función y tal vez haya llegado el momento de cambiarlos.

Cuando preparamos nuestro primer intercambio, “sentimos” la necesidad de que la familia que se iba alojar en nuestra casa estuviese lo mejor posible. Aprovechamos para hacer algunas cosas que llevábamos ya tiempo pensando en hacer pero que nunca encontrábamos momento. Dos semanas antes del intercambio pintamos algunas habitaciones, arreglamos dos grifos y cambiamos la mampara de la ducha (que estaba muy viejita). Lo curioso es que tenemos la misma sensación antes de cada intercambio, porque cuando cerramos el segundo, cambiamos de sitio todos los muebles del salón para que nuestra familia de intercambio estuviera más cómoda. ¡A ver que nos da por hacer cuando se acerque el tercero!”  - Pili, España

2- Casa en general:

  • Climatización: comprueba y cambia los filtros de aire de los aparatos de aire frío y caliente.  
  • Detectores de humo y CO2: comprueba las baterías y cámbialas si fuera necesario.  
  • Temperatura de la caldera de agua: tal vez te guste el agua hirviendo cuando sale de la ducha, pero mucha gente prefiere una temperatura intermedia y es mejor adaptarla.  
  • Fusibles e interruptores diferenciales: asegúrate de que tu partner de intercambio sabe dónde se encuentra el cuadro eléctrico.  
  • Pintura: si hay zonas con pintura desconchada o levantada, arreglarlas es pan comido y ha llegado el momento de hacerlo.  
  • Manchas: quítalas hasta donde puedas y, si queda alguna, avisa a tu partner para que no se preocupe a mitad del intercambio, pensando que la ha hecho él.
  • Fugas: aunque vivas en el sur donde no llueve casi nunca, es preferible evitar que tu partner de intercambio tenga que lidiar con este tema el único día en que diluvia.  
  • Canalones: dedica unos minutos a quitar las hojas que pueden atascar o hacer que rebose el agua de los canalones.  
  • Chimeneas y conductos: limpia la chimenea y las parrillas de todo rastro de óxido. Las chimeneas de gas son más limpias, pero comprueba que no hay una fuga de gas. El conducto de la chimenea se debe deshollinar una vez al año para evitar el riesgo de incendio en su interior.  
  • Pequeñas cosas” que sueles dejar para más tarde: aprovecha para hacer esos pequeños arreglos que has ido posponiendo desde hace meses: arregla el escalón que cruje, clava esa tabla que está suelta y busca ese tornillo que falta en el picaporte.

“Desde que intercambio mi piso, no tiene mucha lógica pero lo ordeno mucho más a menudo. También he hecho algo de decoración, como volver a pintar el dormitorio, por ejemplo. Los intercambios de casa me inducen a cuidar más de mi dulce hogar, no sólo para mí sino también para mis futuros huéspedes” - Catherine, Bélgica

3- Salón:

  • Sustituye los muebles antiguos: es la habitación en la que los partners de intercambio pasarán más tiempo y quizás ha llegado el momento de cambiar los muebles. Si tu casa es pequeña, un sofá cama será un plus apreciable.  
  • Cambia las cosas de sitio: estamos acostumbrados a la misma disposición de siempre y tal vez se pueda utilizar mejor el espacio con una reorganización completa.  
  • Mesa baja: coloca guías y folletos sobre la historia local y las atracciones turísticas.

4- Decoraciones de temporada:

  • Decoraciones navideñas: es una bonita manera de dar la bienvenida a alguien que se encuentra lejos de su casa.  
  • Mantén el espíritu local: no recargues el ambiente y, a ser posible, procura que corresponda con el estilo local.  
  • Plantas con poco mantenimiento: prescinde de todo lo que necesita mucho mantenimiento, como flores, huerto y árboles delicados. Si tienes alguno, deja a tu partner las instrucciones de cuidado detalladas, pero no le pidas mucho más que echarle agua.

“Era nuestro colchón… Los muelles aún estaban bien, pero había visto crecer a tres niños, soportado a cuatro perros, un conejo, por no mencionar las tazas de té, de café, los cereales, los tazones de sopa y alguna ocasional copa de champán. El pobre aparentaba perfectamente su edad y nos tuvimos que decidir: el nuevo colchón llegó al día siguiente” - Sandra, Reino Unido

5- Dormitorios:

  • Colchones: aprovecha la excusa del intercambio de casas para cambiar de colchón.  
  • Ropa de cama: un juego de “ropa de cama para los huéspedes” permitirá que tanto tú como tus partners se sientan más cómodos.  
  • Almohadas: hay mucha gente alérgica al plumón. Procura tener otra opción alternativa.

prepara-tu-casa-para-el-intercambio-dormitorio-2453298_1280


“Nos obliga a mantenerlo todo en su punto. Queremos ser agradables con nuestros partners y nos sentimos orgullosos de que nuestro hogar tenga personalidad. Hasta he guardado los utensilios de bebé, ¡aunque nuestros hijos son ya mayores!” - Arm Or, France

6- Armarios y cajones:

  • Cajones: dos cajones por habitación son más que suficientes para que tu partner de intercambio guarde su ropa.  
  • Armarios: deja un espacio libre y perchas. Si tienes poco sitio, aprovecha para deshacerte de la ropa antigua que no te pones y sal de compras durante el intercambio.  
  • Perchero con ruedas: si tienes el armario tan lleno que no puedes hacer un hueco, es una opción barata para la ropa de tus huéspedes.  
  • Armario para los abrigos: en especial durante el invierno y los meses de lluvia, procura dejar sitio suficiente para los abrigos y los impermeables.
  • Soporte plegable para maletas: será más fácil para que pueda colocar su maleta sin ocupar espacio en la habitación.

7- Baño:

  • Desatasca las tuberías: un lavabo atascado no es nada agradable. Comprueba que todas las tuberías funcionan bien.  
  • Inodoro: “Sacude el tirador” no es la mejor manera de explicar a alguien como funciona el mecanismo del inodoro. En muchos casos, se resuelve apretando alguna tuerca suelta y, si no, tal vez sea buen momento para cambiar el mecanismo completo.  
  • Encimeras: despéjalas de trastos, en particular cepillos de dientes antiguos. Te sentirás mejor y tu partner también.  
  • Toallas: para dar la bienvenida a unos amigos, un bonito juego de toallas limpias es lo mejor.  
  • Gel de ducha y champú: es algo que no habrán traído en sus maletas. Elige aromas neutros y productos sin perfume.

“Limpio más a menudo los armarios de la cocina. Siempre pienso que mi casa es un lugar de vacaciones para otra gente y que debe ser confortable para ellos, deben pasar buenos momentos relajados en ella.”  - Magali, France

8- Cocina:

  • Cafeteras y hervidores eléctricos: aunque no bebas café o té, piensa en tener una cafetera y un hervidor, que estén limpios y descalcificados.  
  • Haz un hueco: como en los cajones para la ropa, deja una estantería o un armario libre para tu partner.  
  • Pequeños electrodomésticos: tus huéspedes no esperan disponer de una gama de cocina industrial de lujo, aunque sí de los aparatos usuales en buen estado.  
  • Lavavajillas: comprueba que no hay óxido en las rejillas. Son fáciles de cambiar si fuera el caso. Hazlo funcionar un par de veces con un producto de limpieza para asegurarte de que no quedan olores ni restos de comida.  
  • Agua de bebida: según el lugar en el que vives, el agua del grifo presenta distintas características. Algunas personas prefieren el agua filtrada: invierte en una jarra con filtro, que dura mucho tiempo, o en agua mineral embotellada (necesaria en particular en los países en los que la calidad del agua es dudosa).  
  • Tostador: quita bien todas las migas porque constituyen un peligro de incendio.  
  • Armarios llenos a tope: piensa en vaciarlos un poco para evitar que las cosas caigan encima de tu partner al abrir uno de ellos.  
  • Frigorífico: tira las sobras y los productos que podrían estropearse.  Quizás les puedas dejar a tus invitados la comida para el primer día. Se agradece mucho no tener que salir corriendo al supermercado cuando llegas después de una jornada de viaje.
  • Comida: nuestros expertos en intercambios dejan 5 productos básicos para su partner (así como una nota de bienvenida explicando que pueden servirse): leche, huevos, pan, café/té y mantequilla. Es buena idea preguntarles si tienen alguna alergia o dieta especial antes de su llegada.

prepara-tu-casa-para-el-intercambio-cocina-2165756_1280


“Preparar nuestra casa para el intercambio nos ha dado una nueva filosofía. Ahora miramos nuestra casa con otros ojos. Todo tiene que estar perfecto para nuestros huéspedes y esto nos lleva a comprar cosas que no usamos a menudo, a mantenerla limpia y a seguir haciendo mejoras todo el tiempo. Es un fabuloso aliciente.”  - Anne-Catherine, Francia

9- Productos de limpieza:

  • Escoba y recogedor
  • Gel o pastillas lavavajillas
  • Detergente lavadora
  • Rollos de papel
  • Fregona: a ser posible, fácil de usar.
  • Paños de cocina
  • Aspiradora: vacía la bolsa y comprueba que funciona bien.

10- Seguridad:

  • Fijaciones en la pared: comprueba que los cuadros y otros artículos decorativos colgados no pueden caerse.  
  • Extintor: si no tienes ninguno, deja lo que estás haciendo y sal corriendo a comprar uno.  
  • Salidas de emergencia: comprueba que se accede a ellas fácilmente, que están bien señalizadas y libres de obstáculos. Puedes incluir un mapa en la carpeta de bienvenida.    
  • Enchufes eléctricos: comprueba que funcionan bien. Si alguno suele hacer chispas, pide a un electricista que lo revise.  
  • Cables eléctricos: hemos aprendido a evitar los obstáculos en nuestra casa pero, si hay cables por el medio, intenta pegarlos al suelo con cinta o taparlos.  
  • Verifica con frecuencia los aparatos con elementos que se calientan, como el tostador, los radiadores eléctricos o el secador de pelo, para estar seguro de que no hay posible residuos peligrosos.  
  • Tuberías de gas: mira si no hay fugas y comprueba las conexiones. Si detectas una fuga, cierra inmediatamente la llave de gas y llama a tu compañía.  
  • Hornos y calderas de gas: comprueba que el piloto y las bujías de encendido funcionan correctamente.  
  • Tuberías de agua y gas: si tu casa se queda vacía durante un tiempo antes de que lleguen tus partners de intercambio, cierra el agua y el gas de entrada y deja instrucciones detalladas (mejor con fotos) explicando cómo se abren. Si puedes, pídele a un vecino, amigo o familiar que se desplace el primer día, y enséñale cómo se hace para cerrar y abrir el agua y el gas.  
  • Botiquín de primeros auxilios: en el caso de un pequeño accidente, está claro que tu partner de intercambio no sabrá donde buscar vendas o tiritas, y no quieres que lo revuelva todo. Se venden botiquines con todo lo necesario, pero lo puedes preparar tú mismo.  
  • Linternas: verifica las pilas e indica en el manual en qué lugar se encuentran.

11- Garaje (si tu partner de intercambio tiene acceso a él):

  • Orden: comprueba y bloquea las cajas y otros artículos que podrían caerse.
  • Equipos deportivos y juguetes: a muchos socios les gusta compartirlos. Si es tu caso, procura que estén en un lugar de fácil acceso.  
  • Espacios restringidos: acota claramente el espacio al que no pueden acceder con un sistema de cinta de colores o una cuerda.  
  • Plagas: resuelve el tema de plagas como insectos y roedores, no sólo para tus partners de intercambio, sino en beneficio de tu propia familia.  
  • Puerta de garaje automática: comprueba que abre y cierra bien, y recuerda cambiar las pilas en los mandos a distancia.

Recuerda: Un pequeño esfuerzo vale la pena. Ésta puede ser una lista demasiado larga e incluso un poco intimidante pero, se trata de que cojas aquello que se adapte a tu situación. Al final, de lo que se trata es que hagas que tus invitados se sientan tranquilos y como en casa. ¡Felices intercambios!  

¿Qué más puntos añadirías a esta lista? ¿Hay algo más que revises y prepares especialmente para tus invitados?